Cuando nació, le regalaron su primera mascota. Un veterinario amigo de su papá tuvo la idea. Y a los tres o cuatro años, Silvina Heguy ya montaba a Betún, un caballo enano que no medía más de un metro; iba y venía en el asiento de atrás del Ford Falcón familiar, comía galletitas y solía pasar los veranos en la quinta de sus abuelos paternos en las afueras de La Plata.

Periodista, escribió noticias de información general, conflictos sociales, cumbres presidenciales y elecciones en diferentes países del mundo. Fue editora de Internacionales en Clarín. Como enviada especial cubrió desde el rescate de los 33 mineros chilenos, el brote de la gripe A en México, la campaña y elección de Evo Morales en Bolivia, el chavismo en Venezuela, la toma de las favelas por los militares en Río de Janeiro entre muchos otros temas.

Marca los libros, los escribe con biromes y con lápices e, incluso a veces, les saca fotos a los párrafos que le gustan.

Escribió “Los Juárez. Terror, corrupción y caudillos en la política Argentina”, un libro de investigación periodística sobre 50 años de historia política en la provincia argentina de Santiago del Estero.

No le gusta recomendar libros, en el momento en que le preguntan nunca se acuerda de ninguno. 

En 2006, publicó “Joe Baxter. Del nazismo a la extrema izquierda. La historia secreta de un guerrillero”, una biografía sobre uno de los personajes más misteriosos de la política latinoamericana de las décadas del 50, 60 y 70. También es autora de “132.000 volts. El caso Ezpeleta”, una crónica sobre la lucha de un barrio de las afueras de Buenos Aires contra la contaminación ambiental.

Estudió Relaciones Internacionales y realizó una maestría en esa especialidad en FLACSO. Sus artículos fueron publicados en medios de España, Alemania, Francia, Perú y Japón. Fue becaria de la Fundación Nuevo Periodismo Iberoamericano, presidida por Gabriel García Márquez y de la Fundación Avina.

Por una investigación sobre el tráfico de bebés, en 2006 recibió el Premio Rey de España.